Contaminación del mar, basura en Costas e ideas para combatirla

La contaminación del Mar o marina, tiene su origen en lo que por muchos años ha venido ocurriendo dentro de los océanos, donde se han derramado sobre los mares, aguas residuales sin tratar, toda clase de desechos químicos e incluso, residuos radiactivos. Veremos entonces como son los efectos de este fenómeno y cómo podemos combatirlo.

contaminación del mar

Contaminación del Mar

La contaminación del mar o contaminación marina, como también se le suele llamar, es aquella que ocurre en los océanos y los mares de todas las regiones del mundo, afectando de manera significativa, el ecosistema de sus hábitats además de las áreas de rompeolas y el mar abierto.

Afecta de igual manera a los puertos, las zonas costeras, los estrados establecidos para la pesca, influyendo de forma negativa dentro de la industria, en la navegación y en otras zonas marítimas.

La contaminación del mar es de carácter global, razón por la cual, muchos países se han unido con la intención de buscarle una pronta y factible solución a este problema, a través del establecimiento de convenios internacionales, nacionales y regionales dirigidos a asegurar un desarrollo sostenible del medio marino.

En este orden de ideas, aprovechamos la oportunidad, para invitarles a conocer los Tipos de Contaminación ambiental, y todas las consecuencias implicadas en ella.

contaminación del mar

La introducción al océano de agentes dañinos o potencialmente contaminantes como el caso de las partículas; así como también los productos químicos; desechos residuales, industriales y agrícolas; la propagación de ruido excesivo; son algunos de los factores que causan u originan la contaminación del Mar.

La contaminación del aire y de la tierra, ha resultado ser un foco perjudicial para la vida marina y sus diversos hábitats, se ha determinado que hasta en un 80 por ciento de la contaminación del mar proviene de la tierra. Al trasladar las partículas de pesticidas u otros agentes de contaminación hacia los océanos; el aire también se convierte en un factor contribuyente con la contaminación del mar.

Las partículas finas que por lo general se encuentran dentro de la atmósfera, la escorrentía agrícola, que son las aguas de lluvias que se desbordan de los sembradíos y recorren los caminos hasta mezclarse con el agua de los ríos;  los desechos y polvos que son desplazados por la acción de los fuertes vientos, se convierten en fuentes no puntuales que originan la contaminación del Mar.

Otro de los elementos contaminantes, es la presencia en los mares de nutrientes que son producto del aporte excesivo de los mismos, generalmente se trata de fosfatos y nitratos, los cuales provocan el crecimiento de algas de una forma desmesurada.

Cuando hay presencia de toxinas en el mar, las mismas se van concentrando dentro de las cadenas alimentarias marinas. Muchos de los desagües llegan a convertirse en aguas anóxicas, es decir, en aguas de mar, debido a la combinación química de partículas con el oxígeno.

Los plaguicidas son absorbidos rápidamente dentro de la red alimentaria marina, cuando son introducidos en el ecosistema marino, y una vez dentro, pueden llegar a causar enfermedades y mutaciones que afecten a los humanos y a la cadena nutritiva completa.

Otra consecuencia de la contaminación del mar, es la presencia de metales tóxicos, los cuales pueden causar cambios dentro de la reproducción, la bioquímica, el comportamiento y los tejidos, además de suprimir o restringir el desarrollo y crecimiento de la vida marina, una vez que se introduce en las redes alimentarias marinas.

Historia y antecedentes de la contaminación del Mar

A pesar de que la contaminación del Mar es de vieja data, no fue sino hasta mediados del siglo XX, cuando se comenzaron a promulgar las primeras leyes internacionales con la intención de contrarrestarlas.

Por muchos años se tuvo la creencia de que los océanos y los mares contaban con una capacidad ilimitada para disolver la presencia de la contaminación, una tesis afianzada por científicos y especialistas quienes alegaban que debido a su extensión e inmensidad, podían neutralizar las consecuencias y efectos dañinos.

Para inicios del año 1.950, la contaminación del mar representaba una gran preocupación a nivel mundial, por lo que cual, era un tema expuesto dentro de diversas convenciones de las Naciones Unidas, donde eran tratados temas referidos a los Derechos del Mar.

Las primeras controversias sobre el esparcimiento de desechos radiactivos, surgieron finalizando la década de los años 1.950 e inicios de los años 1.960, donde la contaminación se presentaba  principalmente en las aguas costeras de los EEUU, en el mar de Irlanda y en el mar Mediterráneo, por parte de importantes empresas y compañías que operaban en esas regiones.

En medio de la controversia, surgieron liderazgos de lucha contra la contaminación del mar, entre las que destacaron la de Jacques Cousteau, en el mar Mediterráneo, quien dirigió una campaña internacional para detener la contaminación marina.

En el año de 1.967, luego del naufragio del petrolero llamado Torrey Canyon, la contaminación del mar se apoderó de los titulares internacionales. Lo mismo ocurrió también en el año de 1.969, con el derrame de petróleo ocurrido en Santa Bárbara, en una plataforma petrolífera frente a las costas de California.

Para el año 1.972, era celebrada en Estocolmo, una Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente, donde el tema de discusión más importante fue el la contaminación del mar.

En ese mismo año se firmó el Convenio de Londres, el cual  hace referencia a la prevención de la contaminación del mar por el vertido de desechos,  aunque no se prohibió la contaminación marina, si estableció listas negras y grises para clasificar los desechos.

Dentro de las listas negras estaban  establecidas las sustancias prohibidas por parte de las autoridades nacionales, y dentro de las grises, aquellas que serían reguladas. Cabe destacar, que este convenio se aplicó únicamente a los desechos vertidos desde los buques, dejando fuera de estas medidas a los desechos líquidos, los cuales transitan sin control a través de conductos costeros o por los ríos.

Canales de contaminación del mar 

Existen tres principales vías de contaminación del mar, que influyen directamente sobre los ecosistemas marinos. Estos son: los desechos que son descargado de manera directa en los océanos y los mares, la escorrentía que producen las lluvias, y los contaminantes que se descargan desde la atmósfera.

Desechos descargados de forma directa

A través de las descargas urbanas, diversos agentes contaminantes ingresan de manera directa  a los ríos y mares, provenientes desde alcantarillados y conductos de fábricas, donde se producen gran cantidad de desechos industriales y otros de carácter tóxico, altamente peligroso.

La práctica de la minería tierra adentro, se ha convertido en otra fuente de contaminación del mar, por la extracción de minerales como oro, acero, cobre, entre otros. Esta tierra contaminada termina en los ríos, que luego desembocan en el mar.

Existen minerales cuya extracción puede originar graves problemas, como lo es el caso del cobre, considerado como un contaminante industrial por tradición, que perjudica el desarrollo y el ciclo de vida de la vegetación de los corales marinos.

Este problema con la minería cuenta con un historial dentro del medio ambiente, ya que por ejemplo, en los EEUU, ha ocasionado la contaminación de más del 40 % de las cuencas hidrográficas en la región Oeste de ese país, afectando principalmente las cabeceras fluviales, y parte de dicha contaminación, va a parar a los ríos y el mar, según la información aportada por la Agencia de Protección Ambiental estadounidense.

Contaminación procedente de buques

Los buques, de varias maneras pueden llegar a representar un foco de contaminación de los océanos y otros cursos de agua, particularmente aquellos que ocasionan derrames de petróleo, los cuales conllevan efectos devastadores para los ecosistemas marinos.

Los hidrocarburos contentivos dentro del petróleo crudo, son altamente tóxicos para la vida marina y muy difíciles de limpiar, por lo que suelen  permanecer en el medio ambiente marino durante muchos años.

Los hechos de contaminación del mar más conocidos en varias regiones del mundo, son probablemente los producidos por derrames de petróleo crudo, ya que por lo general, los naufragios de buques petroleros suele contar con una amplia cobertura por parte de los medios de comunicación y el resto de la prensa.

Existen otros medios a través de los cuales ocurren derrames petroleros, como el caso de la descarga de agua de lastre, las fugas en oleoductos y otras tuberías, aceite de motor vertido en las alcantarillas, restos de crudo en los tanques de petróleo, entre otros, que vienen siendo unas fuentes menos notables.  Los océanos, los puertos y las vías fluviales, se contaminan a través de la descarga de residuos de carga de  los buques de carga a granel (graneleros), referido al material agrícola.

Por lo general, la legislación que prohíbe la descarga de desechos no cuenta con las medidas pertinentes al controlar  su cumplimiento, razón por la cual, los buques continúan haciendo este tipo de descargas. Inclusive, existen regiones que no cuentan con normas sobre la descarga de residuos, un factor que en muchos casos, se convierte en un incentivo para la realización más frecuente de esta actividad.

Además, estos grandes barcos generan contaminación acústica, perturbando el desarrollo de la vida silvestre natural. En el caso de la descarga de aguas de lastre, las mismas pueden llegar a originar la siembra de algas dañinas y otras especies del mar invasoras.​

contaminación del mar

Escorrentía

La escorrentía tanto de zonas urbanas como de tierras agrícolas, conlleva partículas contentivas de minerales, tales como carbono, fósforo y nitrógeno, incluyendo las utilizadas en las construcciones de edificios, carreteras, puertos y canales.

Estas aguas cargadas de nutrientes, pueden originar la proliferación de algas en las regiones costeras, creando condiciones de hipoxia, la cual se presentan cuando hay deficiencia de oxígeno en la sangre, debido a su alto consumo en el agua.

La proliferación de algas dañinas han sido las responsables de la muerte de varias especies del mar, entre ellas tortugas, variedad de peces, camarones y delfines, entre otros animales marinos desde hace más de cien años.

contaminación del mar

Para los seres humanos podría representar un problema a la hora de nadar en estas aguas, causándole un efecto nocivo. Otra fuente importante de contaminación del agua son los escurrimientos contaminados provenientes de caminos y carreteras que desembocan en las regiones costeras.

Existen muchos desechos químicos tóxicos que son acarreados por el agua de la lluvia y que proviene de carreteras pavimentadas, techos, patios y otros sectores urbanos, que terminan en las aguas de los océanos, muchos de las cuales contienen metales pesados, contaminantes de emisiones, restos de petróleo, entre otros.

La descarga de aguas residuales y la escorrentía, contribuyen en gran parte a la contaminación del océano,​ donde están incluidos gran variedad de metales tóxicos.

Contaminación procedente de la atmósfera

La contaminación del mar también es provocada por medio de la atmósfera. El viento arrastra desde los vertederos hacia la dirección del mar los escombros y el polvo, incluyendo objetos de plástico como bolsas y otros.

Durante la temporada cálida, el polvo que proviene del Sahara, se traslada hasta los alrededores de la periferia Sur de la cresta subtropical, con dirección al Caribe y también a Florida, moviéndose hacia el Norte por el Atlántico subtropical, cuando la cresta se fortalece.

A partir de la década de los años de 1.970, empeoró el traslado de polvo en África debido al aumento de los períodos de sequía. El flujo de polvo suele ser mayor durante las fases positivas de la oscilación del Atlántico Norte, a pesar de la gran variabilidad existente en el traslado anual que tiene hacia el Caribe. ​

contaminación del mar

De igual manera, desde la década de 1.970, se registró a una disminución en la salud de los arrecifes de coral situados en todo el Caribe, un hecho que se asocia a los episodios de descarga de polvo en esa región.

Del calentamiento global, se ha derivado un aumento progresivo en la temperatura oceánica​, al igual que una ampliación en los niveles de dióxido de carbono, presentes en la atmósfera, que producen la acidificación de los mares y océanos.

Esto a su vez, conlleva un cambio con respecto a las distribuciones de los peces, producto de los ecosistemas acuáticos alterados, teniendo además un significativo impacto en cuanto a la sostenibilidad de la práctica pesquera y las comunidades humanas que dependen de ella.

Para la moderación de efectos actuales y futuros producto del cambio climático, son también importantes la existencia de ecosistemas oceánicos saludables.

contaminación del mar

Tipos de contaminación del Mar

Los océanos, son el principal desagüe natural de carbono, siendo sus aguas las que absorben una importante parte del dióxido de carbono presente en la atmósfera. Los océanos se están volviendo cada día más ácidos debido a que los niveles de esta tóxico elemento atmosférico están aumentando.

Existe en el mundo una gran preocupación de que esta situación vaya a afectar a todas las estructuras formadas de carbonato de calcio y que son susceptibles a la disolución, como es el caso de los moluscos bivalvos y los corales, a pesar de desconocer cuales pueden ser las consecuencias que conlleve la acidificación de los mares y los océanos.

Dentro del ciclo global del carbono, tanto los ecosistemas costeros como los océanos, desempeñan un importante papel, ya que entre los años de 2.000 y el 2.007, almacenaron alrededor del 25 % del dióxido de carbono emitido por las actividades humanas, y aproximadamente la mitad del CO2 antropogénico (generado por los seres humanos), emanado desde los inicios de la revolución industrial.

La capacidad de absorción del carbono de los océanos se reduce ante la acidificación de los océanos y el aumento de las temperaturas oceánicas. Una de las preocupaciones globales, es que su función como desagüe, se ira debilitando gradualmente.

Los depósitos de hidrato y metano (sustancias químicas las cuales dentro de su composición, contienen moléculas de agua),  que se encuentran en los fondos oceánicos y debajo de los sedimentos, almacenan un gas de efecto invernadero así como grandes cantidades de metano.

El calentamiento oceánico podría producir la liberación del metano guardado en estos depósitos. Entre uno y cinco millones de kilómetros cúbicos, se estimó en el año 2.004, que ocupaba el inventario de hidrato de metano oceánico a nivel mundial.

Causas de la contaminación del mar

Las causas de la contaminación del mar o contaminación marina, son numerosas y diversas. A través de este artículo, se describen algunas de las que provocan un mayor impacto dentro de los ecosistemas marinos.

Plaguicidas y herbicidas

A pesar de que los herbicidas y plaguicidas se usan principalmente en tierra, pueden ser desplazados hasta los océanos y mares por medio de las aguas subterráneas y los ríos. Generalmente sus efectos disminuyen la proliferación de poblaciones de algas, fitoplancton (organismos vegetales marinos), y de otro tipo de plantas marinas, provocando una disminución del oxígeno disuelto en las aguas.

De igual forma, pueden bio acumularse dentro de los tejidos, e ir subiendo en la cadena nutritiva, provocando con ello alteraciones en el comportamiento y la reproducción de los animales marinos, así como producirles daños al sistema neurológico, inmunológico y endocrino, de los peces, crustáceos, aves, mamíferos, entre otros.

Fertilizantes y detergentes

Los fertilizantes y detergentes provocan el enriquecimiento en nutrientes de las aguas, proceso denominado como eutrofización, debido a que la mayoría de los fertilizantes están compuestos de elementos como el nitrógeno y el fósforo, este último también es una sustancia presente en los detergentes.

Las algas que viven en las aguas se ven afectadas con la llegada de estos detergentes y fertilizantes, ya que les ocasiona el crecimiento de una especie de capa de biomasa, la cual le impide el paso a la luz solar, y por ende la renovación del oxígeno, imposibilitando su desarrollo y su vida.

Productos químicos

Producto del traslado de toda clase de elementos químicos o el vertido intencional dentro de los mares y océanos, es que existe presencia de los mismos en las costas y arrecifes. Dentro de la lista de dichos productos se pueden nombrar residuos radiactivos derivados de las industrias farmacéuticas, droguerías, entre otros, así como también metales pesados, por mencionar algunos.

Como consecuencia de la presencia de estas sustancias en los mares, se tiene la muerte por envenenamiento de diversas especies marinas, y en casos extremos, la aparición de malformaciones, desórdenes conductuales  y una bio acumulación en la cadena nutritiva, a través de la cual puede llegar de nuevo a nosotros.

contaminación del mar

Hidrocarburos

Los hidrocarburos llegan hasta los mares y océanos, a través del drenaje de las aguas continentales, de los vertidos intencionales o mediante la práctica de actividades humanas como pesca en barcos, cruceros, lanchas, entre otros.

Por ejemplo, cuando se produce un vertido de petróleo, muchos animales del mar como las aves y los peces, mueren asfixiados. Además de ello, con los derrames petroleros en las aguas del mar, se impide la entrada de la luz solar. De igual manera, los componentes que se derivan de su descomposición, pueden llegar a afectar el comportamiento y la fisiología de los organismos acuáticos.

Aguas residuales

Generalmente, las aguas residuales provenientes de las diversas poblaciones e industrias, se vierten al océano y los mares sin ningún control. El enriquecimiento de las aguas contentivas de materia orgánica y nutrientes, ha favorecido a la eutrofización, denominándose así a la acumulación de residuos orgánicos de tipo marino, que promueve la proliferación de algas.

De igual manera, la entrada de químicos, microorganismos y parásitos, ha desestabilizado a las comunidades acuáticas, aumentando el nivel de toxicidad en el agua.

contaminación del mar

Plásticos y micro plásticos

Uno de los elementos más contaminantes del planeta son los plásticos, los cuales además son los causantes de las malformaciones, heridas y hasta de amputaciones en animales acuáticos, ocurridas cuando algunas partes de sus cuerpos, se quedan enganchadas a ellos.

Por lo general los animales acuáticos tienden a confundir con comida los plásticos grandes como las bolsas, pajitas, botellas, entre otros, cuya ingesta les ocasiona una obstrucción de las vías respiratorias, provocándoles la muerte por asfixia.

Otras veces, ocurre que se quedan atorados dentro de sus estómagos, dañándole los intestinos al animal que no puede expulsarlo y termina muriendo, ya que esto le impide el poder alimentarse. Se ha determinado que el 80 % de los desechos marinos son materiales de plástico, elementos que se han venido acumulando muy rápidamente desde finales del siglo XX.​

contaminación del mar

Son millones de toneladas de plásticos las que se acumulan en los océanos y mares cada año. Por lo general, los países asiáticos son quienes producen más residuos plásticos que son descargados al mar. Los anillos de six-pack y las bolsas plásticas desechables, son los principales materiales que contribuyen a la contaminación del mar, representando un peligro para la actividad pesquera y la vida silvestre.

Desde mediados del siglo XX, las redes utilizadas en la pesca, son fabricadas con material de plástico, siendo abandonadas o perdidas en el océano por parte de los pescadores, representando también un peligro para la vida acuática.

Estas llamadas “redes fantasmas”, terminan por enredar a los peces, cangrejos, tortugas marinas, delfines y hasta animales de gran tamaño como los tiburones, cocodrilos, y aves, entre otros animales marinos.

Las mismas terminan por restringir el movimiento, causando infección y sofocación de aquellos animales que necesitan subir a la superficie para poder respirar. Estos desechos plásticos a menudo terminan enredados o atascados dentro del tracto digestivo, cuando los animales son relativamente voluminosos.

En el caso de las tortugas marinas, por ejemplo, ingieren las bolsas de plástico que quedan suspendidas en el agua, debido a que son similares a las medusas, que es uno de sus alimentos.  Las bolsas plásticas terminan bloqueándole el paso de otros alimentos, causan la muerte por debilidad o contaminación.

La razón por la cual los desechos de plástico son parte de la contaminación del mar, es porque se acumulan debido a que no se biodegradan de la misma forma que otras substancias. Solo se degradaran con el paso del tiempo y mientras estén expuestos al sol. El plástico del tipo fotodegradado se desintegra en ambientes marinos en piezas cada vez más pequeñas, incluso alcanzando un tamaño molecular.

Por lo general, los desechos marinos se acumulan en el centro de los giros oceánicos. La denominada isla basura o mancha del Pacífico, cuenta con un alto nivel de partículas y fragmentos de plástico  que van quedando suspendidos en la columna de agua superior. Las islas hawaianas y las de Midway, reciben una importante parte de los desechos de la mancha de basura.

contaminación del mar

En un 90 %, esta basura la conforman plásticos acumulados en las playas de Midway, representando un verdadero peligro para las poblaciones de aves que habitan en dicha isla, particularmente los albatros de Laysan.

Alrededor de dos tercios de millón de toda la población mundial de albatros de Laysan habitan en las islas Midway. Casi todas estas especies contienen dentro de sus sistemas digestivos fragmentos de plástico, mientras que un tercio de sus polluelos pierden la vida.

Los aditivos tóxicos con los cuales se fabrica el plástico, pueden transferirse al entorno donde son expuestos como al agua. Los contaminantes hidrófobos, que aquellos no se mezclan con el agua como por ejemplo los aceites, se concentran en varias zonas del agua, y magnifican la superficie de los desechos plásticos,​ razón por la cual, el plástico es mucho más dañino en el agua que en la tierra, resultando perjudicial para la salud en el océano.

Dichos contaminantes hidrófobos tienden además a bio acumularse dentro de los tejidos grasos de los animales acuáticos, biomagnificándose en la cadena alimentaria y perjudicando especialmente a los súper depredadores.

Al consumir algunos de estos aditivos plásticos, como efecto de los mismos, se pueden disminuir las tasas de reproducción, suprimir el sistema inmune o hasta interrumpir en el sistema endocrino, algo que ha sido comprobado. Por otro lado, los desechos flotantes pueden también absorber ciertos contaminantes orgánicos, los cuales se vuelven resistentes en las aguas del mar.

Otro de los riesgos que corren los animales marinos que los consumen es el de correr con los efectos tóxicos, debido a que algunos de estos aditivos, afectan a las células cerebrales de los animales de forma parecida a la acción del estradiol, una hormona que entra libremente a las células, e interactúa con el receptor celular, causando disturbios hormonales a los animales que resulten afectados.​

También quedó al descubierto que se le transfieren al agua substancias tóxicas cuando se produce el proceso de la descomposición del plástico.

contaminación del mar

Microplástico, otro agente de la contaminación del Mar

Con la aparición del microplástico, surgió entonces una nueva preocupación entorno a la contaminación del mar, producto de los desechos plásticos en el ecosistema marino. Los microplásticos, se refieren a diminutas partículas de plástico, cuyas dimensiones son de menos de 5 milímetros de diámetro aproximadamente.

Desde la década de los años 2.000, ha sido un aditivo común presente dentro de los componentes de jabones para las manos, limpiadores faciales y otros exfoliantes. Luego de que los consumidores utilizan estos productos, sus residuos o microplásticos, son trasladados a través del sistema de alcantarillado hacia los cursos de las aguas de océanos, mares y ríos.

contaminación del mar

Es muy probable que no sean captados por las plantas de tratamiento de aguas residuales, debido a su tamaño tan diminuto.​ Los microplásticos son perjudiciales para el ambiente marino y todos los organismos, especialmente para aquellos que se alimentan por filtración, ya que pueden ingerir el plástico fácilmente.

Debido a que los microplásticos tienen un tamaño menor a 5 milímetros, al igual que los nurdles que son la materia prima para la elaboración del plástico, las purpurinas, las microesferas de cosméticos, son de gran peligro para las especies marinas.

Esto sumado a pequeños fragmentos de plástico, que han sido encontrados dentro de los aparatos digestivos de animales acústicos como peces y aves; incluso se transfieren a los humanos como resultado del traslado de los mismos, a través de la cadena nutricional.

Ruido submarino o Contaminación acústica

El sonido que se transmite a través de sónares (propagación del sonido para la navegación), por causa de submarinos, barcos e incluso, a causa de las instalaciones mineras y petrolíferas, dentro de las aguas de los mares y los océanos, tiene la capacidad de propagarse a muchos kilómetros de extensión en los medios ambientes marinos, lo que es altamente perjudicial para la vida de estos ecosistemas.

Sin embargo, de manera directa, afecta a los grandes mamíferos como es el caso de los delfines y las ballenas, quienes utilizan ultrasonidos como estrategia para poder alimentarse, comunicarse, reproducirse y hasta para migrar.

La denominada contaminación acústica, causa daños a los animales marinos a través del ruido submarino emitido por el tráfico marítimo, el sonar naval de baja frecuencia, y las detonaciones de cargas cuando se están realizando exploraciones geosísmicas petroleras, es decir, las exploraciones que se le realizan a los suelos y subsuelos dentro del mar, en búsqueda de la extracción del petróleo y otros minerales.

Los sonidos se desplazan a gran velocidad dentro del mar, incluso a mayores distancias que en la atmósfera. El ruido ambiental medido en una región del océano Pacífico para los años de 1.950 y 1.975, se había incrementado en diez decibelios aproximadamente, lo que es igual o equivalente, a una intensidad diez veces mayor a la medición inicial.

Al producirse un incremento de ruido submarino, esto produce que las especies tengan que utilizar un volumen más fuerte para poder comunicarse, lo que es conocido como el fenómeno de Lombard o respuesta vocal de Lombard. De igual manera, cuando se encienden las instalaciones de sonar para detectar los submarinos, se vuelven más largos los cantos de las ballenas.

Las voces de los animales marinos podrían ser enmascaradas por los sonidos antropogénicos sino suenan lo suficientemente alto, ya que son las voces que emplean usualmente para sus hallazgos de presas, prepararse para la caza o de alguna advertencia de peligro. Pero, cuando estas especies elevan mucho sus sonidos, opacan las de otras especies, alterando la vida normal de los ecosistemas acuáticos.

La contaminación acústica submarina es conceptualizada como la muerte por mil cortes, ya que los altos niveles del ruido tienen un fuerte impacto en la vida en el mar. El ruido producido por el tráfico marítimo y otras actividades humanas también puede ser dañino, así como las vibraciones que se derivan del mismo.

Minería en el fondo del mar

La minería marina, a pesar de ser una práctica a través de la cual se lleva a cabo la recuperación de mineral del lecho marino, representa uno de los grandes agentes de contaminación del mar.  Por lo general, los sitios donde se practica esta minería oceánica se encuentran alrededor de grandes áreas de nódulos polimetálicos, es decir, de la formación de rocas porosas, cuyas dimensiones son de 1 a 20 centímetros.

También cerca de fuentes hidrotermales que son los respiraderos o grietas desde donde fluye agua geo termalmente caliente hacia la superficie, las cuales se mantienen activos y extintos, a una profundidad que oscila entre los  1.400 a 3.700 metros debajo de la superficie del mar aproximadamente.

Dichas fuentes hidrotermales, crean depósitos de sulfuro, que además de ello contienen metales preciosos, entre los cuales se puede mencionar el manganeso, el oro, zinc, plata, cobre y  cobalto. Para realizar las extracciones de los depósitos se hace necesario el uso de un sistema de cuchara o bombas hidráulicas, que saquen los minerales desde el mar hacia la superficie, para posterior procesamiento.

contaminación del mar

La práctica de la minería en las aguas oceánicas representa un gran riesgo que conlleva daños ambientales a las áreas circundantes, al igual que pasa cuando se realiza en tierra. Sin embargo, aún no se conocen todas las consecuencias que puedan traer consigo las operaciones de minería a gran escala, debido a que es un campo relativamente nuevo.

A pesar de esto, expertos han señalado que al eliminar partes del lecho marino, esto representará un grave problema para la capa béntica (zona ecológica en el nivel más bajo del mar), y un aumento de la toxicidad en las columnas de sedimentos de los relaves o conjunto de desechos de procesos mineros, y las columnas de agua.

Estos problemas y perturbaciones del hábitat de los organismos bentónicos podrían ser permanentes, dependiendo del tipo de extracción que se realice y de la ubicación que se escoja para ello. Además, va a depender de cómo sea el impacto directo de la minería en la zona área, a causa de la corrosión, las fugas y los derrames, con los cuales se alterarían la composición química de la zona minera.

Consecuencias de la contaminación del mar

Son muchas las consecuencias que se tienen como producto de la contaminación del Mar, una de ellas el surgimiento de las denominadas “islas plásticos”, las cuales tienen gran acumulación de material plástico contaminante.

En el año de 1.997, fue descubierto en el Pacífico un gran parche de Basura, que hoy en día ocupa un espacio geográfico mayor al de Francia, Alemania y España juntos. Dicho parche se estima que tenga un peso de cerca a las 80 mil toneladas métricas, y está situado entre California y Hawaii.

Otros grandes parches de basura se han detectado en estos últimos años, estando uno de estos cerca de las costas de los países Perú y Chile, en el Sur del océano Pacífico. Otro más se ubica al Norte del océano Atlántico, adyacente a las costas de los EE.UU. En los océanos de aguas con corriente circular y debido a los giros oceánicos, es que se han mantenido la presencia de estas islas plásticas.

La eutrofización y la falta de oxígeno

Como ya se ha dicho anteriormente, una consecuencia de la contaminación del mar, derivada de los vertidos de aguas residuales y otros productos químicos dentro de sus aguas, da como resultado la eutrofización, que no es más que la acumulación de residuos orgánicos en el mar, los cuales producen la propagación de las algas.

Por consecuencia y debido a la proliferación de las algas, comienza a agotarse el oxígeno disuelto en el agua, haciendo imposible que algún organismo pueda sobrevivir a estas condiciones de falta de oxígeno.

De igual manera, cuando se presenta este escenario, puede también dar paso a la liberación de otras sustancias tóxicas que convierten a las regiones en zonas muertas, teniendo que a nivel mundial existen una 400 y de estas la que más sobresale es en este rango es la del Golfo de México.

Acidificación de los océanos

Las industrias, contribuyen doblemente a propiciar que exista la contaminación del mar, ya que a parte de la generación de sus residuos, también favorecen a las emisiones de gases de efecto invernadero (acumulación de gases), que a su vez están produciendo que se acidifiquen nuestros océanos (presencia de ácidos en las aguas del mar).

El dióxido de carbono (CO2), que es un gas incoloro, se disuelve en el agua de los océanos de manera natural, liberando protones o partículas de cargas eléctricas, en respuesta a dicha reacción, la cual origina una reducción del pH del agua, y provocando la acidificación de la misma. Este fenómeno afecta a los procesos de calcificación del agua, dificultando que se llegue a formar el carbonato cálcico.

En consecuencia, muchos de los corales marinos han perdido su coloración tendiendo a ponerse con un color blanco. También ha ocasionado el debilitamiento de las estructuras calcáreas o calcificadas, que brindan protección y contribuyen con la forma de los crustáceos, los moluscos y otros microorganismos marinos.

contaminación del mar

Pérdida de biodiversidad por la contaminación del Mar

La pérdida de biodiversidad, es resaltada como una de las peores consecuencias de la contaminación del mar, debido a que los agentes contaminantes como los químicos, el plástico, los metales, entre otros, sumados a la manifestación de la acidificación y de la eutrofización, están colocando a las especies marinas, en peligro de extinción.

Todos estos elementos afectan negativamente a la vida marina,  y son los ecosistemas quienes padecen las consecuencias. Muchos de los animales marinos están desapareciendo de sus hábitats naturales, especialmente las especies que están en la cima de la pirámide nutritiva.

Entre estos podemos nombrar tortugas, focas, tiburones y ballenas orcas, cuya desaparición total, provocaría efectos negativos así como la alteración del equilibrio en sus comunidades. Surge entonces la necesidad de crear una conciencia general sobre la conservación de los océanos, que sean tomados en cuenta como fuentes de bienestar y salud, y no como nuestros vertederos de basura.

Cabe destacar que el ser humano está vinculado estrechamente a la vida del mar, por lo que debe medir que todo el daño que se le haga, le puede ser devuelto. Esto quiere decir que debemos preservar hoy la salud de los mares para garantizar la salud nuestra del mañana.

Adaptación y mitigación

Gran parte de la contaminación antropogénica, que es aquella producida por los humanos, mayormente de corte industrial, termina en el océano. La misma la conforman distintos tipos de residuos, que pueden resultar peligrosos y contaminantes, como es el caso de los metales tóxicos.

Uno de los principales problemas ambientales emergentes, es la pérdida de grandes cantidades de fósforo en los océanos, según alertaba las Naciones Unidas para el Medio Ambiente en el año 2011, a través de su anuario.

El fósforo es considerado como un fertilizante necesario y valioso, para alimentar a la creciente población mundial. De igual manera también se hizo un llamado al gran impacto que producen los miles de millones de desechos de plástico que se encuentran vertidos en los distintos ambientes marinos a nivel mundial.

Otros especialistas del ambiente afirmaban en el año 2.003,  que este tipo de contaminación antropogénica, disminuiría la productividad y biodiversidad de los ecosistemas marinos, trayendo como consecuencia el agotamiento y la reducción de los recursos alimentarios marinos humanos.​

Una de las propuestas que surgieron para mitigar o atenuar el nivel general de este tipo de contaminación del Mar,  es la de conseguir una estrategia para reducir la huella ecológica que va dejando a su paso el hombre. De no tomar en cuenta dicha propuesta, la existencia de los seres humanos, también correrá peligro en la medida que desfallezcan los ecosistemas del planeta.

Los humanos deben contaminar menos de manera individual, un acto que requiere voluntad política y social, sumado a un cambio de conciencia, para que más personas dejen de abusar del medio ambiente y comiencen a respetarlo. Los resultados de estos abusos ya se han comenzado a padecer con los efectos del cambio climático global.​

Otras medidas que se pueden adoptar, es involucrar a todos los gobiernos del mundo, en la búsqueda de mecanismos y regulaciones, para mitigar y reducir la contaminación, teniendo en cuenta que este es un problema que traspasa las fronteras.

¿Cómo podemos combatir la contaminación del mar?

Cientos de miles de toneladas de desechos, son arrastrados cada año hacia las costas de las paradisíacas islas caribeñas, originando un desastre ecológico. La creación de gigantescas islas de desechos plásticos y la acumulación de basura, se ha vuelto una imagen constante dentro de los mares y los océanos en todo el mundo.

Los océanos y los mares han pasado a ser depósitos de millones de toneladas de diversos agentes contaminantes, un hecho que conlleva al padecimiento de graves efectos ambientales, económicos,  sanitarios y sociales. De igual manera, viene a representar una amenaza real para el desarrollo sostenible de varias regiones en el mundo.

Existen muchas regiones que dependen de una denominada “economía azul”, y sus comunidades viven de la pesca y el turismo, lo que se ve amenazado por la contaminación del mar. Se ha determinado que alrededor del 80 % de los agentes contaminantes de los mares, provienen de la tierra, siendo los de mayor presencia los desechos plásticos, que están por miles de toneladas.

Ideas para combatir la contaminación del Mar

En vista de los terribles problemas que conlleva la contaminación del mar, varias organizaciones preocupadas por esta situación, diseñaron un informe con una serie de propuestas e ideas que buscan combatir la contaminación marina. Estas propuestas fueron elevadas en el marco de la conmemoración del Día Mundial de los Océanos, celebrado todos los 8 de junio.

La propuesta contiene un total de 12 ideas a través de las cuales se pretende devolverle a los mares un carácter productivo y saludable. Son 12 medidas que deben adoptarse con carácter urgente por parte de los gobiernos del mundo, con la intención de recuperar los ecosistemas dañados y proteger los recursos marinos de diversas regiones.

 “Adoptar políticas para el control de la basura y prohibir el uso de plásticos desechables”.

Esta primera propuesta comprende la idea de que los países prohíban la espuma de poliestireno y el uso de plásticos desechables. Deben establecer un método para el control de los desechos así como canalizar el uso de desagües naturales. Este modelo debe incluir un diseño urbanístico, con el cual se evite que los desechos vayan a parar a los alcantarillados porque es a través de estos que llegan a los océanos y los mares.

Implementar un sistema de alcantarillado operativo, complementándolo con servicios de limpiezas en los puertos y playas. De igual manera, integrar a este plan, programas de recolección de basura donde participen las comunidades. Para que el proyecto tenga éxito, debe contar con el apoyo de los gobiernos, lo que será garantía de su cumplimiento y respeto.

 “Reciclar el plástico o reducir su uso”

Es necesario desarrollar programas de voluntarios que vigilen el uso de los desechos más frecuentes como el caso de las bolsas de plástico desechables, las botellas, los pitillos o sorbetes, así como contenedores de comida de espuma de material de poliestireno. Con la aplicación de aranceles e incluir esfuerzos para limitar la producción y uso de plásticos en artículos no recuperables, como los productos de cuidado cosmético y personal.

Se debe propiciar una reducción en el uso de envoltorios u otros productos biodegradables, al igual que la reutilización (reciclaje) de los artículos de plástico, para frenar en buena parte la generación de nuevos desechos. Si quieres tener ideas de qué hacer con el plástico, puedes leer el artículo manualidades con botellas de plástico

 “Minimizar el esparcido de aguas residuales sin tratar” (aguas negras)

Otra de las ideas es el aumento del tratamiento, la reutilización y el reciclado de las aguas residuales. Reducir la contaminación de los desagües pluviales, y conectar al sistema de cloacas todos los hogares, es parte de esta idea.

 “Controlar la contaminación industrial y química”

Se debe controlar el uso y vertido de químicos en la minería artesanal, identificando cuáles son los focos de contaminación química; en áreas urbanas incentivar el reciclaje del aceite usado; motivar a la producción de bienes duraderos que no necesiten de tanta energía para fabricarse, y generar a gran escala, menos desechos.

“Renovar el financiamiento para el control y la prevención de la contaminación del mar”

Se requiere de un buen presupuesto para poder combatir la contaminación del mar. Cada programa de control de la contaminación varía en cuanto a la incorporación de reformas tributarias e incentivos dentro de los mercados, así como en el cobro de tasas para servicios del ecosistema.

Aquellos quienes contaminan, deben asumir los gastos de gestión para combatir la contaminación, aplicando el principio de “el contaminador paga”. Se deberá ofrecer algunos estímulos como por ejemplo permisos para empresas catalogadas como “verdes”, subsidios para el control de la contaminación, métodos de reembolso de depósitos y de fijación de precios, entre otros.

 “Reforzar leyes sobre residuos del mar”

Para poder hacerle frente a la contaminación del mar, se debe fortalecer el marco jurídico institucional y legal, tanto a nivel regional como nacional e internacional. Los compromisos internacionales deben estar en la misma sintonía de las leyes y las políticas establecidas para el desarrollo sostenible.

“Integrar las políticas nacionales e internacionales, junto a las políticas de prevención y control de la contaminación del Mar”

Tener el control de la contaminación del mar, tiene una gran importancia para el desarrollo del turismo, para el auge de la industria y la agricultura, la navegación y otros recursos costeros y marinos. Debe formar parte del planeamiento territorial y económico de un país.

 “Tener conocimiento de la problemática a nivel local y desarrollar capacidades técnicas”

Es crucial para reducir la contaminación del mar, y también que los consumidores obtengan un mayor conocimiento y capacidades para poder tomar mejores decisiones, con respecto a los desechos que producen a diario en las distintas regiones.

 “Crear conciencia sobre lo importante que es la preservación del Mar”

Esta idea del proyecto, se puede apoyar con la ayuda de los medios de comunicación social, creando campañas informativas y educativas, que estén orientadas a concientizar a los usuarios de las playas, ríos y mares, en materia de conservación y preservación del ambiente.

Puede incluir el manejo de los desechos, en especial del uso del plástico y del daño que le hace a los océanos y toda la vida marina. También, se pueden anexar las sustancias químicas y tóxicas que se vierten en las aguas.

De igual manera, dicha campaña debe ser llevada hasta los salones de clases a todos los niveles de la educación, priorizando la importancia del medio ambiente para el bienestar de la región, para que así los jóvenes de futuras generaciones que se van formando, sean capaces de comprender la importancia que tiene este tema.

 “Formar alianzas para hacerle frente a la contaminación del mar”

Para poder atacar la contaminación, se deben establecer alianzas entre los entes públicos y privados, con la intención de conseguir el financiamiento necesario para dicha tarea. Además de esto, se debe concientizar al público en general sobre la importancia del ambiente marino, minimizar la colocación de los desechos en lugares donde está prohibido, diseñando estrategias en conjunto para ello.

En el cumplimiento de esta parte de la propuesta, se debe incluir a varios factores, entre ellos los desarrolladores costeros, las industrias pesqueras y turísticas, a las empresas tecnológicas, la sociedad civil, instituciones públicas y privadas, y a las comunidades costeras.

“De una forma sistemática, controlar la contaminación del mar”

Existen muchos países en el mundo que carecen de registros completos con respecto a sus costas y dimensiones de territorios fluviales que están bajo su jurisdicción, razón por lo cual, se hace necesario que lleven un control sistemático sobre este importante aspecto.

Se debe conocer también, cuáles son los principales agentes contaminantes en cada zona, focalizar las regiones donde actúan, y determinar cuál es el impacto que tienen sobre biodiversidad marina, los ecosistemas, la práctica pesquera y hasta dentro de la salud humana.

 “Evaluar el impacto económico además del ambiental”

Para poder priorizar y orientar los cambios con respecto a las políticas de control de la contaminación del mar, se debe comprender mejor el impacto económico que este fenómeno origina. Para poder medir las pérdidas existentes y las potenciales, se necesita contar con una serie de estándares comunes ya previamente establecidos.

Si el contenido de este artículo le ha sido de utilidad, les recomendamos la lectura de:

Deja un comentario