¿Cuáles son las causas y los efectos de la contaminación de ríos?

La contaminación es un tema que nos atañe cada día con mayor intensidad, no solo en el ámbito científico, sino también en nuestra cotidianidad. Los efectos de la contaminación son cada vez más palpables, un ejemplo de ello es el efecto de la contaminación de ríos. En el artículo de hoy, te enseñaremos todo lo que necesitas saber sobre este tema, ¿qué lo causa? ¿cuáles son sus consecuencias? y mucho más.

CONTAMINACIÓN DE RÍOS

¿Qué es la contaminación de Ríos?

La respuesta corta consiste en toda contaminación que afecte de forma directa e indirectamente a los ríos. Pero, ¿qué significa esto? cuando hablamos de contaminación, nos referimos a todos los cambios que deterioran y destruyen este medio.

Ya sea porque se deteriora y altera el curso que sigue el río transformando el terreno, y contamina sus aguas al recibir desechos químicos o basura, e incluso; introduciendo algún animal o planta que pueda ser nocivo para este ecosistema. Aunque por lo general, los desechos químicos y la basura son los elementos de mayor riesgo.

Desde una perspectiva histórica, luego de que la humanidad descubriera la agricultura, ya no tuvo la necesidad de movilizarse de un lugar a otro en busca de recursos. Lo que le permitió establecerse y desarrollarse en pueblos cada vez más grandes.

Esto implicó la necesidad de conseguir suministros de aguas limpias de forma permanente, la solución fue construir los pueblos cerca de ríos, fuentes y manantiales. Esto permite un suministro constante de agua para la siembra y el consumo humano, pero al mismo tiempo, el río se utilizó como una manera de eliminar los desechos y desperdicios humanos.

Importancia de evitar la Contaminación de Ríos

A medida que pasó el tiempo, comenzamos a descubrir las consecuencias de contaminar los ríos sin tomar las precauciones necesarias: el agua del río deja de ser apta para el consumo humano, destruye por completo el ecosistema del río evitando la proliferación de vida (peces, algas, crustáceos, etc). Aunque también se ven afectados los ecosistemas adyacentes al río, ya que utilizan este vital líquido como suministro.

En la actualidad, la Organización Mundial de la Salud (OMS) establece que la contaminación del agua se da cuando su composición se ha visto alterada de su estado original, evitando que la naturaleza la utilice como lo venía haciendo, lo cual aplica no solo para los ríos, sino para la contaminación de todas las fuentes de agua.

Pero en el caso de los ríos, ocurre que son una de las principales fuentes de agua potable de muchas ciudades. Es ahí donde recae su importancia, porque el agua es uno de los elementos indispensables para nuestro desarrollo y vida.

La alteración y contaminación de estas fuentes de agua, atenta contra el bienestar del medio ambiente, de la humanidad en general y de toda la flora y fauna que dependen de ella. Razón por la cual, en las últimas décadas se ha convertido en un tema de interés y preocupación para muchos países del mundo y la comunidad científica en general.

¿Qué Implica que el Agua esté Contaminada?

El agua es, sin duda alguna, uno de los recursos más importantes del que depende la vida en general. En cualquier sitio en donde haya agua, hay altas probabilidades de que la vida florezca, por algo es tan común la frase de “el agua es vida”. Pero, ¿cómo podemos saber cuando la calidad del agua se ve comprometida? Pues bien, la Organización Mundial de la Salud nos indica al respecto:

  • Podemos considerar que el agua se encuentra contaminada cuando posee residuos, sedimentos y componentes tanto químicos como biológicos ajenos a su composición natural (como se encuentra normalmente en el sitio donde esté la fuente de agua). Estos residuos deben ser de una densidad lo suficientemente alta para hablar de contaminación.
  • A nivel microbiológico, es normal que todas las fuentes de agua (indiferentemente de si están o no contaminadas) posean microorganismos. Pero se considera que esta fuente de agua es potable y apta para el consumo humano cuando no posee patógenos que sean nocivos para la salud humana, por ejemplo: con la bacteria “Escherichia coli“.
  • Desde el punto de vista químico, el agua tiene que estar libre de aditivos y componentes que al igual que en el caso anterior, alteren su calidad haciéndola nociva para la salud humana.

CONTAMINACIÓN DE RÍOS

¿Cómo Afecta a la Salud y al Planeta ?

El agua no solo es necesaria para nuestra alimentación, sino que se utiliza para mantener la higiene, limpiar los hogares, entre muchas otras cosas. Aunque ya puedes tener una idea básica del impacto que tiene el agua contaminada en nuestras vidas o en la naturaleza, a continuación te explicaremos a detalle sus principales efectos:

Es una Fuente de Enfermedades

Como se puede apreciar en el punto anterior, el agua contaminada suele poseer un alto índice de bacterias y patógenos que son nocivos para nuestra salud al ser una fuente de enfermedades.

Su consumo puede provocar una gran variedad de síntomas como las náuseas, vómitos, malestares estomacales, etc. Las principales enfermedades asociadas a su consumo son: diarrea, hepatitis A, fiebre tifoidea, cólera, disentería, entre muchas otras.

Aumento en las Tasas de Mortalidad

Uno de los principales peligros del consumo de agua contaminada son las enfermedades que provocan una diarrea constante, que culmina con la deshidratación del enfermo, al punto de causarle la muerte. Este escenario es tan grave, que la OMS estima que al rededor de 1.5 millones de personas en todo el mundo mueren por esta causa al año. De esta cifra, más de la mitad no poseen las condiciones sanitarias óptimas, ni acceso a fuentes de agua potable.

CONTAMINACIÓN DE RÍOS

En base a lo anterior, se sabe que la mayoría de estas víctimas son personas pertenecientes a los estratos menos favorecidos, que viven en zonas rurales, espacios de las ciudad que no cuentan con los servicios públicos o en zonas de alto riesgo como algunos barrios, por ejemplo.

Una forma sencilla de disminuir la probabilidad de infección indiferentemente del sitio donde vivas, consiste en mantener buenos hábitos de higiene. Bañarte constantemente, utilizar el jabón, hervir el agua que vayas a consumir si no estás seguro de su potabilización, etc.

Problemas con la Desnutrición

Aunque suene difícil de creer, está comprobado por medio de estudios realizados por la UNICEF y la OMS, que las personas que consumen aguas contaminadas tienen mayores probabilidades de sufrir problemas con la desnutrición debido a que tienen un índice mayor de padecimiento de enfermedades infecciosas o diarréicas.

Aunque claro, este aspecto es multicausal y no se atribuye solamente al consumo de aguas contaminadas. Acá entran en juego otras variables como el estatus socioeconómico, el núcleo familiar, entre otras causas que están intrínsecamente relacionadas.

El Ecosistema

De igual forma que el agua contaminada atenta contra nuestro bienestar, lo hace con el resto de seres vivos que dependen de esta fuente de agua. Esto incluye al propio ecosistema del río y los ecosistemas adyacentes que se nutren de él.

Los ríos contaminados tienen un menor nivel de vida animal y vegetal. Aunque dependiendo de los niveles de contaminación química y orgánica, puede ocurrir que haya una proliferación de bacterias o algas a una escala exponencial, quebrando el equilibrio del ecosistema. Es así como se da el fenómeno de ríos que poseen casi la totalidad de su vida animal y vegetal compuestos por una o muy pocas especies.

¿Cómo Disminuir la Contaminación de Ríos?

Para empezar, no es una tarea que dependa solo de una persona, es un trabajo que se debe realizar en conjunto y en el que todos deben aportar su granito de arena. El agua es un derecho universal, todos debemos tener acceso al agua limpia y debidamente tratada.

Muchas veces, el error que cometen las personas es desvalorizar el impacto que sus acciones tienen para el cuidado del medio ambiente. Pensar que el esfuerzo individual no vale la pena porque eres una persona entre millones o peor aún, utilizar este argumento para justificar tu indiferencia con el uso inconsciente de este vital líquido, es una de las mayores irresponsabilidades en las que puedes caer.

Desde una perspectiva individual es verdad, una acción individual es pequeña, ínfima o espuria. Pero tu acción se suma a la de otras personas de tu familia, comunidad, ciudad, país y el mundo.

Cuando contabilizas estadísticamente y sumas los números, te das cuenta que de pequeño no hay nada. Por ende, el primer cambio que se tiene que ejecutar es “Modificar la Actitud” sobre tu impacto personal, así como todos piensan que su impacto es mínimo, imagina si todos comienzan a pensar que sus actos sí tienen valor y actúan en consecuencia.

El pequeño aporte de cada persona se suma al de otros, hasta lograr un cambio real en nuestro ecosistema. No debes creer que una acción por pequeña que sea no contribuye a evitar la contaminación del agua.

El siguiente paso consiste en “Informarte”. Muchas veces contaminamos nuestros ríos o el medio ambiente en general no porque seamos indiferentes ante el tema, sino por desconocimiento.

Busca información sobre los ríos cerca de tu comunidad e indaga sobre las principales fuentes de contaminación que le afecten. Aunque la contaminación del agua sea un problema general a nivel mundial, cada comunidad presenta sus propios problemas. Informándote podrás elaborar un plan de acción más efectivo para contrarrestar los problemas de la contaminación.

A pesar de lo anterior, hay ciertas medidas que se tienen que aplicar bajo cualquier situación, algunas de ellas son:

Verifica los productos de limpieza que utilizas en tu hogar

Muchos de estos productos poseen químicos extremadamente agresivos para el medio ambiente y muy contaminantes del agua, siendo una fuente tóxica para el ecosistema en general.

De hecho, la Organización Marítima Internacional (OMI), a través de algunos estudios ha determinado altos niveles de microplásticos en el mar. Estos microplásticos son pequeños residuos de plásticos que se originan por su desintegración al entrar en contacto con el calor del sol; y productos químicos provenientes de los desechos de las empresas o de los producto de limpieza que utilizamos.

Al haber microplásticos en el mar, terminan siendo consumidos por los peces y moluscos afectando su salud y mermando la vida marina.

Hoy en día se insta a las empresas de limpieza a que elaboren productos que sean más amigables con el medio ambiente. Pero esto por sí solo no basta, las personas deben averiguar qué productos son los más recomendables para utilizar. El cambio de pensamiento en el consumidor es la principal arma contra el consumo de este tipo de productos.

Elimina los Desechos de la Manera Adecuada

Otro gran problema relacionado con el punto anterior, es la forma como nos deshacemos de estos productos químicos y de la basura en general.

Hoy en día, muchos sistemas de alcantarillado terminan desechando todo en los ríos cercanos a la ciudad, siendo un fuente importante de contaminación del agua. Por ende, evita eliminar desechos médicos en la basura o los inodoros (los medicamentos son una fuente importante de contaminación para el agua potable). Las farmacias suelen tener depósitos especiales para la eliminación de residuos médicos.

Utiliza los distintos envases para el reciclaje que hay en tu comunidad. Desecha el vidrio y el plástico en sus contenedores correspondientes. En caso de que no haya, entonces puedes organizarte con los demás miembros de tu comunidad y hacer peticiones para incorporarlos.

Utiliza Ropa Amigable con el Medio Ambiente

En la elaboración textil, se requiere de muchos químicos nocivos para el medio ambiente. Además, muchas de estas industrias poseen malas prácticas para la eliminación de sus residuos, convirtiéndolas en fuentes importantes de contaminación del agua.

Una forma de lidiar contra esto, implica la compra responsable de la ropa que utilizamos. Averigua si la marca que vas a utilizar es amigable con el medio ambiente. Esta información suele ser un plus para muchas marcas, por lo que resulta fácil conseguir esta información ingresando a su página oficial o redes sociales.

Transmite el Mensaje

Como explicamos anteriormente, la ayuda de cada persona es solo un grano de arena dentro de este amplio mar. Por esta razón, tu aporte por sí solo quizás pueda ser percibido como insignificante, pero si te conviertes en un agente multiplicador y ayudas a transmitir el mensaje de concientización, este aporte se junta con el de las demás personas.

Imagina que además de educar a quienes te rodean, los conviertes en agentes multiplicadores, y así sucesivamente, lograrás que el mensaje crezca y se esparza. Transformas tu aporte en muchos y ese granito en una playa inmensa. Lo más importante es recordar que la contaminación de ríos, es un fenómeno que nos afecta a todos por igual.

Deja un comentario